Saltar al contenido
💚 CONSUMIR VEGANO

La hamburguesa vegetal seguirá llamándose hamburguesa

Hamburguesa vegetal

El Parlamento Europeo ha rechazado los intentos de prohibir el uso de las denominaciones de carne, como hamburguesas y salchichas, para productos vegetales. En una enmienda a la propuesta de la Comisión de un Reglamento (UE) Nº 1308/2013 por el que se establece una organización común de mercados en el sector de los productos agrícolas, algunos eurodiputados han propuesto introducir una prohibición de términos como “hamburguesas vegetarianas”. Sin embargo, los diputados han votado a favor de la enmienda 171, que prohíbe el uso de referencias directas e indirectas a los productos lácteos en los productos de origen vegetal.


Las mejores estufas de exterior


La Dra. Joanna Swabe, directora principal de asuntos públicos de Humane Society International/Europa, dijo: “No nos sorprende, pero nos complace que los diputados hayan rechazado los cínicos intentos de una industria cárnica proteccionista de obstaculizar la comercialización de las proteínas vegetales en la UE. Sus absurdas afirmaciones de que los consumidores se sentirían confundidos por el uso de nombres como hamburguesas, salchichas, schnitzels y carne picada en sustitutos de carne vegetal claramente etiquetados, han sido rechazadas con razón como una tontería desproporcionada. Es un insulto a la inteligencia de los consumidores sugerir que no pueden diferenciar entre las hamburguesas etiquetadas como vegetarianas, veganas o a base de plantas y las hechas con carne de animales muertos”.

Los eurodiputados frustran los intentos de la industria cárnica de prohibir el uso de nombres de “carne” en los alimentos de origen vegetal.

“Los científicos nos dicen constantemente que necesitamos hacer una transición a dietas más sostenibles y con menos carne para evitar un cambio climático catastrófico. Incluso la Comisión Europea reconoce la necesidad de cambiar a dietas más basadas en plantas en su recientemente adoptada Estrategia “De la granja al tenedor”. En un momento en que se necesitan medidas urgentes para reducir nuestra huella ambiental en el planeta, habría sido totalmente contraproducente permitir que la industria cárnica tuviera éxito en la imposición de barreras innecesarias al floreciente sector de los alimentos sin carne, que ha desarrollado productos vegetales para atender al creciente número de consumidores que tratan de reducir o sustituir los productos animales en sus dietas.  Este ha sido un intento desesperado de la industria de la ganadería de socavar las políticas alimentarias y climáticas sostenibles de la UE, y nos complace que los diputados al Parlamento Europeo hayan visto a través de él”.


Hamburguesa vegana beyond

Superventas No. 1
Beyond Meat Burger | Hamburguesa 100% Vegetal | Plant Based | Sin Gluten | Sin Soja | Vegano | 2 porciones (227g) (Pack de 6)
Este Producto es CONGELADO y se envía REFRIGERADO.; Preparación: Pre calentar la parrilla y cocinar durante 4-5 minutos.
76,99 EUR
Superventas No. 2
Beyond Meat Burger | Hamburguesa 100% Vegetal | Plant Based | Sin Gluten | Sin Soja | Vegano | Pack de 10 Patties (1,14 kg)
Apto para veganos y vegetarianos; Preparación: Pre calentar la parrilla y cocinar durante 4-5 minutos.
51,50 EUR
Superventas No. 3
Beyond Meat Burger | Hamburguesa 100% Vegetal | Plant Based | Sin Gluten | Sin Soja | Vegano | 2 porciones (227g)
Apto para veganos y vegetarianos; Preparación: Pre calentar la parrilla y cocinar durante 4-5 minutos.

Una segunda enmienda imprecisa también pretendía prohibir toda “imitación o evocación” de los alimentos lácteos, y todo uso de una designación de productos lácteos que “explote la reputación” de los mismos. Este intento de la industria de obstaculizar la comercialización de productos vegetales, como el yogur, fue, sin embargo, aprobado por la mayoría de los diputados durante la votación en el Pleno.

“Mientras celebramos el rechazo de la tonta ‘prohibición de las hamburguesas vegetarianas’, nos decepciona que los diputados hayan cedido a las exigencias de la industria láctea de seguir prohibiendo denominaciones, que indirectamente se refieren a alternativas lácteas de origen vegetal. Términos como “leche de almendras” y “yogur de soja” ya están prohibidos en la UE, y la enmienda a esta legislación propuesta es desproporcionada y lleva esta prohibición un paso innecesario más allá. La elabaración de productos lácteos contribuye a las emisiones de gases de efecto invernadero y al cambio climático, y el uso de términos ‘lácteos’ en los productos de origen vegetal proporciona a los consumidores alternativas fácilmente reconocibles, en caso de que deseen cambiar su dieta por motivos de salud, medio ambiente o bienestar animal.

Hechos

En 2019, los diputados de la Comisión de Agricultura y Desarrollo Rural del Parlamento Europeo aprobaron un informe sobre la propuesta de la Comisión de un Reglamento (UE) Nº 1308/2013 por el que se establece una organización común de mercados en el sector de los productos agrícolas, que incluía enmiendas destinadas a prohibir los productos que utilizan denominaciones de carne y el uso de términos que imitan las denominaciones de productos lácteos.


Comida vegana Annabel


HSI se unió a las ONG de protección animal, ambiental y alimentaria, así como a los productores de alimentos de origen vegetal, como alternativas a la carne, para hacer campaña contra la ‘prohibición de las hamburguesas vegetarianas’.

En la estrategia “de la granja al tenedor”, recientemente adoptada por la Comisión, que es un elemento esencial de la política ambiental emblemática de la Unión, el Acuerdo Verde Europeo, se reconoce que la transición a un sistema alimentario más sostenible no se producirá sin un cambio en la dieta de las personas. En él se afirma explícitamente que “el paso a una dieta basada en las plantas, con menos carne roja y procesada y con más frutas y verduras, reducirá no sólo los riesgos de enfermedades que ponen en peligro la vida, sino también el impacto ambiental del sistema alimentario”.

En octubre de 2020, el Parlamento Europeo aprobó una resolución sobre la Ley del Clima de la UE que apoya una reducción del 60% de las emisiones de gases de efecto invernadero para 2030. La prohibición de utilizar las denominaciones de la carne para los alimentos de origen vegetal habría sido incoherente y perjudicial para el logro de ese objetivo climático.

Sociedad Humanitaria Internacional